Make your own free website on Tripod.com

Mami: Hay Que Jugar a las Matemáticas
Hogar ] Arriba ] Aguza Tus Destrezas Como Escritor ] Educando en el Hogar a Una Multitud ] Entre Mamás - Junio 2003 ] La Mayor Preocupación ] La Última Palabra - Junio 2003 ] Cumple con Tu Papel de Protector ] [ Mami: Hay Que Jugar a las Matemáticas ] Nuestros Lectores Escriben - Junio 2003 ] ¿Por Qué Salmos y Proverbios? ] Preguntas y Respuestas ] Programación Realista ] Primero Lo Primero ] ¿Qué Antigüedad Tienen los Huesos de Dinosaurio? ]

 

Mami: Hay Que Jugar a las Matemáticas
por Ana Yacobian

Las matemáticas siempre han sido una de las materias menos populares entre los niños (y adultos).  ¡Y con razón! Las matemáticas, por su naturaleza simbólica, requieren de varios procesos y habilidades mentales: abstracción, dedución, inferencia, relación, diferencia, etc.  Si estos procesos y habilidades mentales no son desarrolladas adecuadamente, las matemáticas – a pesar de (y por) su uso diario – se convierten en una fuente de frustración, la cual, naturalmente,  los niños tratan de evitar e incluso rechazar. 

Estos procesos y habilidades mentales requeridos para las matemáticas comienzan a desarrollarse desde la infancia.  Los niños saben naturalmente quién tiene más juguetes (aún cuando no sepan contar); saben que su amiguito ha jugado por mucho tiempo con sus juguetes (aún cuando no conozcan el reloj); Saben que su amiguito tiene un juguete más grande, etc.  Estas habilidades mentales van de lo simple a lo complejo. De lo concreto (visual, sensorial, motor) a lo abstracto (representación mental, idea).  Los niños solo pueden llegar al escalón # 5 cuando ya han pasado por el 1º, 2º, 3º, y 4º escalón. Solo podrán dividir cuando hayan logrado dominar exitosamente la multiplicación; Sólo aprenderán a multiplicar cuando hayan dominado exitosamente la suma y resta de los números ordinales y sólo podrán aprender los números ordinales cuando se haya desarrollado su capacidad de abstracción (representación mental).

Lamentablemente en las escuelas públicas los niños tienen pocas oportunidades de "jugar a las matemáticas", y muchos de los que educamos en el hogar cometemos el mismo error con nuestros hijos.  El libro de texto me es muy tentador, como madre y esposa ¡tengo cien mil cosas que hacer aparte de enseñar matemáticas! Pero, por más bueno que sea, por más bonito y atractivo  que se vea, el libro de texto, por sí solo, nunca le dará las "experiencias" sensoriales (visuales y motoras) que son necesarias para que el niño "observe" y "absorba" los "conceptos" matemáticos. Si nos damos el tiempo para "jugar a las matemáticas" no sólo les haremos un favor a nuestros hijos, nosotros también disfrutaremos de los beneficios del "juego."  Al enseñarles los números, juega al zoológico y cuenta los animales. Dale números (de plástico o papel u otros materiales) para representar cuántos leones hay, cuántos elefantes, cuántas jirafas. ¿Cuántos hay en total? ¿Cuál es el  más grande o más pequeño; cuál es el más pesado, cuál el más ligero; qué hay más ¿osos o tigres? Para enseñar las operaciones de suma, resta, multiplicación, y división, así como el valor de la moneda juega a la tiendita, al mercado y al banco. Para enseñar medidas de longitud juega al sastre (o costurera), para enseñar medidas de peso juega a la carnicería; para enseñar fracciones y volumen juega a la cocina y al restaurante...Usa tu imaginación y juega a lo que quieras pero "juega a las matemáticas"

Un último consejo. Nunca le "expliques" un nuevo concepto sin haberle primero permitido observarlo (Visual) y manipularlo  (o "jugado" - Táctil ). Recuerda que  antes de que el concepto se forme en su mente (idea abstracta) debe pasar a través de sus sentidos. Una vez que ha comprendido y dominado el concepto que le  estás enseñando, ahora sí está listo para su libro de texto. Y mientras se ocupa en su tarea nosotros estamos libres para hacer las otras cien mil cosas que siempre nos están esperando.  Así que,  mamás:  "Hay que jugar a las matemáticas"

Estos son algunos de los juegos que "jugué" con mi hijo para enseñarle el concepto de la multiplicación y la división:  ¡FishMath! Todos disfrutamos inmensamente de la pesca.  Es un pasatiempo que mi esposo y yo practicamos desde nuestra luna de miel. ¡Nos fuimos a pescar a Maine! Naturalmente nuestro hijo se convirtió en un gran pescador.   En nuestra casa tenemos un hermoso acuario (que mi esposo mantiene) el cual ha sido de gran inspiración para nuestros juegos matemáticos.  Para enseñarle el concepto de la multiplicación usamos dos redes de pescar. Le explicamos que si ponemos un pez (de papel) a la vez  en cada red, iremos contando de dos en dos (mi hijo sabía muy bien contar de 2 en 2); dos redes (2) con 1 pez en cada red = 2 peces.  Con suerte pescamos dos más, y esto lo escribimos con números así: 2 redes X 2peces = 4 peces.  Al final del día teníamos 12 en cada red. ¿Cuántos peces pescamos en total? 2 redes con 12 peces en cada red son 24 peces.  Este mismo juego lo usamos jugando a la tienda de mascotas. Usamos platos que eran los acuarios y le añadíamos peces (siempre escribiendo con número y símbolo lo que hacíamos).  Usamos cajas que eran las jaulas para los otros animales; ratas, hámsteres, iguanas, perros, etc.  ¡Para la división usamos los mismos juegos! 

Una vez que el concepto estaba claro y exitosamente dominado, mi hijo estaba listo para la "Mecanización" (Memorización). El juego favorito de mi hijo es SOCCERMANIA.

Primero establecemos su portería y mi portería y en toda la cancha sus jugadores. Cada jugador tiene una tabla de multiplicar.  Si la contesta correctamente, ese jugador le da pase al siguiente jugador, hasta que llega al jugador frente a mi portería y anota gol.  Si hay alguna multiplicación que no contesta correctamente es Penalty a mi favor.  Yo le "tiro" con una tabla  de multiplicar, le doy 5 segundos para contestar, si falla, es mi gol.   En un solo juego mi hijo se aprendió toda la tabla del 3.  Por cierto ya debo irme. Hoy vamos a jugar soccer con la tabla del 4. ¡Después de todo, es divertido jugar a las matemáticas!